Archivo

Archive for octubre 25, 2008

Como empezar a aprender la Historia

octubre 25, 2008 3 comentarios

Ojeando las páginas del periódico gratuito PADRES Y COLEGIOS (Nº 31/Octubre de 2008/Año IV) me he encontrado con la sección de consultorio de orientación universitaria, donde una chica de Madrid preguntaba algún método de estudiar historia, a lo que los pedágogos encargados de esta sección le han respondido que no hay que imaginarse a la historia como solo un aprendizaje de lugares, fechas y nombres, sino que hay relacionar hechos y comprender los fenómenos humanos. Una buena manera de estudiar un determinado momento de la historia o un acontecimiento concreto es imaginarlo como una película. Esto, aparte de a los alumnos, también se les puede aplicar a los profesores de Historia.

ARTÍCULO COMPLETO

Dificultad para aprender fechas de memoria

Tengo mucha dificultad para aprender de memoria fechas y lugares. Ahora, en mi opción, la Historia es sólo una asignatura, las reglas mnemotécnicas me ayudan un poco, pero supongo que no será suficiente para toda una carrera. ¿Podría superar este pequeño problemilla?

Lorena García. Madrid

Estimada Lorena, cuando queremos recordar algo, nuestro sistema de memoria no inicia una investigación lineal. Alcanza distintas direcciones de forma simultánea y recoge la información a partir de diversas redes de los circuitos interconectados del cerebro. Para utilizar este proceso de asociación como apoyo a la memoria, debemos vincular de forma consciente e intencionada el nuevo bagaje informativo al ya existente. Cuantas más conexiones tengamos entre los conceptos, mayores serán nuestras estrategias para recordar.

La Historia es mucho más que lugares, fechas y nombres. Relacionar hechos y comprender que se trata de fenómenos humanos puede ayudarte. Haz una prueba: toma un texto histórico, diseña un cuadro sinóptico que pueda servirte como ayuda y transfórmalo en una especie de película mental o anécdota, imaginando los lugares, la psicología de cada personaje, las vestimentas, el clima, las características geográficas de donde tuvo lugar el hecho y todo lo que dé dimensión humana; de este modo puede resultarte más fácil y ameno recordar lugares y fechas significativas.

Desde aquí te animamos a intentarlo y ya verás cómo este pequeño problemita que nos planteas poco a poco va desapareciendo. Mucha suerte.

Categorías:Educación, Opinión

La palabra Crisis: etimología para comprender

octubre 25, 2008 4 comentarios

En estos tiempos turbulentos para las finanzas internacionales y de catastrofismo general, salgo en defensa de ese Capitalismo clásico propuesto en su obra “Ensayo sobre la naturaleza y las causas de la riqueza de las naciones” por el economista escocés Adam Smith (Siglo XVIII), hoy en día tan execrado y echado a patadas por los gobiernos en sus economías.

En primer lugar, hay que atender a la etimología de la palabra crisis para entender el complejo fenómeno económico que está sucediendo. Está palabra, ya convertida en tabú por algunos gobiernos, nos ha llegado vía directa latín, del griego κρίσις, el cual se puede traducir por la transformación de algo, por lo que no solo tiene un significado negativo. Yo me inclino por aplicar el significado positivo a la economía española (con el riesgo de que muchos echen pestes de mí), basada durante más de una década en la especulación del ladrillo o construcción. Realmente, papa Estado y todos los poderes públicos (principalmente ayuntamientos) se durmieron al calor de los beneficios e impuestos obtenido por las licencias de obras, así como otros beneficios “marginales” como puede ser el movimiento de dinero o la creación de puestos de trabajo. Los constructores y promotores inmobiliarios, cerdos ya de por si, especularon ante la demanda de viviendas hasta limites aterradores, duplicando el valor de sus inversiones. Esta inflación artificial de los precios, unido ya de por si a los altos precios del petróleo y sus derivados, hicieron que los precios de casi todos los productos subieran; creando una burbuja que las subidas de los sueldos y la demanda del mercado no puedo resistir. La burbuja ha estallado y España entera se ha sumido en el llanto. De este valle de lagrimas yo pesco una  consecuencia positiva: los precios, los carburantes, el tipo de interés,… están empezando a bajar. Pero por el camino se están llevando a todo aquellas empresas y bancos (y también a sus desdichados e inocentes empleados)  que se dejaron llevar por el turbulento río del enriquecimiento rápido. Todo estos procesos se podría definir como uno solo: reajuste del mercado.

Un aspecto negativo de la actuación de los gobiernos españoles ha sido reinvertir casi todos los beneficios obtenidos por este acelerado crecimiento económico en mejoras sociales (¡No digo que me parezca mal) para mantener contentos a sus votantes y renovar por cuatro años más su mandato, sin utilizarlo para generar más riqueza y estabilidad económica; por ejemplo favoreciendo la creación e instalación de nuevas empresas o desarrollando el factor I+D (Investigación y Desarrollo), en el cual este país está muy atrasado.

*La expresiva tira de imágenes de la desesperación de un broker está sacada de Cotizalia.com.